¿Cuáles son las etapas de la insuficiencia cardíaca?

It looks like you are using an older version of Internet Explorer which is not supported. We advise that you update your browser to the latest version of Microsoft Edge, or consider using other browsers such as Chrome, Firefox or Safari.

Bottom of hero banner

La insuficiencia cardíaca (IC) es una enfermedad que se produce cuando el corazón no tiene la capacidad de bombear suficiente sangre con oxígeno al organismo. Como consecuencia, la fatiga extrema, la hinchazón de los pies o la dificultad para respirar son algunos de los síntomas que se manifiestan en las personas con esta patología.

Pero ¿qué son las etapas de la insuficiencia cardíaca?, ¿has oído hablar de ellas? Te explicamos de dónde viene esta clasificación de las enfermedades y qué indica cada una de ellas para que conozcas un poco más la enfermedad y aprendas a manejarla.

Según nos explica el Dr. Antoni Bayés de Luna, profesor e investigador Senior-Programa ICCC en la Fundación de Investigación Cardiovascular del Hospital de la Sta. Creu i St. Pau, “la prioridad es que el paciente pueda hacer vida normal y que la enfermedad no afecte su calidad de vida, alargando su vida activa.” Por tanto, es muy importante que aprendas cómo vivir con esta patología para sentirte mejor, y eso empieza por conocerla bien para saber manejarla. Así que, ¡sigue leyendo!

El Colegio Americano de Cardiología y la Asociación Americana del Corazón han establecido una clasificación de las distintas etapas o fases de la enfermedad para conocer la evolución en cada persona, de tal forma que se pueda plantear un seguimiento y tratamiento adecuado en cada etapa o fase.

Etapas de la insuficiencia cardíaca:

A) La primera etapa se define como la situación de una persona que tiene un alto riesgo de desarrollar una patología como la insuficiencia cardíaca pero que su corazón aún todavía funciona de forma normal.

En este caso, los síntomas se caracterizan por una tensión arterial alta que puede deberse a diversas enfermedades coronarias, la diabetes o antecedentes de fiebre reumática o familiares que hayan padecido miocardiopatía

B)  En la etapa B, a pesar de que el corazón está débil o se ha empezado a volver rígido y no funciona con normalidad, la persona no presenta ningún síntoma característico de la IC. Este funcionamiento errático se puede deber a cambios estructurales en el ventrículo izquierdo, enfermedades de las válvulas cardíacas o a un ataque al corazón previo

C) En el caso de la etapa C, la persona tiene o ha tenido síntomas propios de la insuficiencia cardíaca relacionados con esta enfermedad (palpitaciones, aumento repentino de peso, hinchazón en los tobillos… Esto provoca fatiga, dificultades para respirar o pulso irregular.

D) Esta última etapa define los casos más severos de IC. La persona ya ha desarrollado la IC y sus síntomas le dificultan muchas actividades. Requiere un tratamiento especializado, por lo que debe ser hospitalizado o recibir este tratamiento en casa si no se puede desplazar.

¿Por qué es importante conocer las etapas de tu IC?

Conocer la etapa de la IC te ayudará a saber en qué fase de avance está tu enfermedad y cuál es el tratamiento más apropiado para tu caso concreto, así como los consejos que te ayudarán a mejorar o detener la progresión de la enfermedad.

Nos explica el Dr. Bayés de Luna que se está avanzando e innovando en este campo, por lo que hay muchas esperanzas para que las personas con IC puedan hacer una vida sin limitaciones y controlar la patología, aunque tu IC esté en las etapas C o D:

“En el ámbito cardiovascular hemos conseguido dominar la hipertensión, las cardiopatías isquémicas, las enfermedades congénitas... Ahora nos queda por dominar la insuficiencia cardiaca. Se han hecho muchos avances en investigación: nuevos medicamentos que prolongan la vida, técnicas quirúrgicas innovadoras, medicina para regenerar el corazón...”

Así pues, toma un papel activo en tu IC y consulta con tu médico en qué etapa está tu enfermedad y cuáles son las recomendaciones para mejorar tu calidad de vida, mantenerte activo y evitar que progrese la enfermedad a una etapa posterior.

Y para que sigas aprendiendo sobre IC, te dejamos 10 pautas sencillas que pueden ayudarte a mejorar tu calidad de vida si vives con esta condición.

¿Quieres saber más sobre la insuficiencia cardíaca y mejorar tu calidad de vida con esta patología?

Síguenos en redes sociales

Te esperamos en nuestras redes sociales.

¡No te pierdas nada!